Bares de tapas en Madrid

¿Qué hay mejor que irse de tapas y pasar un buen rato con los amigos? Ésta es una actividad que gusta a todo el mundo así que os presentamos una pequeña guía para ir de tapas en Madrid.

Consejos

1. Ir con un buen grupo de amigos (entre 3 y 6).

Ir de tapas significa pasarlo bien, charlar, comer y beber en un ambiente agradable y amigable. Es por eso que no es muy conveniente para encuentros formales o para cualquier otra situación que pueda resultar incómoda en un momento dado. Por otro lado, resulta evidente que una de las bebidas típicas al ir de tapeo es la cerveza, y ya sabemos que tendremos que ir al servicio más de una vez… Por eso ser un mínimo de 3 personas es ideal, ¡así nadie se queda solo en la barra! Eso sí, más de 6 personas ya empieza a ser un grupo demasiado numeroso…

2. Ir de bar en bar, no quedarse en uno.

Conseguir las tapas a menudo puede ser una aventura debido a la gran cantidad de gente presente en el bar en cuestión, pero incluso si conseguís una buena mesa, no os dejéis caer en la tentación… Parte de la gracia es ir de bar en bar, comer diferentes tapas y de diferentes lugares. Además, al caminar bajamos un poco la comida, así que puede que incluso nos ayude a alargar un poco la velada.

3. No mezclar las bebidas para no acabar la noche demasiado temprano.

La mejor solución para poder aguantar hasta el final es no mezclar las bebidas. Si os gusta la cerveza, quedaros con la cerveza toda la noche. Si preferís el vino o la sidra, el consejo es el mismo. Lo último que queremos es que la tarde/noche llegue a su fin antes de lo previsto.

4. No estar pendiente del tiempo.

Ir de tapas es una actividad social en la que uno de los objetivos es pasar un buen rato con los amigos. Si tenéis que estar pendientes del tiempo porque tenéis algún plan para después (independientemente de si es trabajo, visitar a la abuela o ir al dentista), no podréis disfrutar al máximo. Al ir de tapas, hay que dejar los relojes en casa y simplemente dejarse llevar.

5. ¡Salir a pasarlo bien!

Este punto es esencial. Dejad los malhumores en casa, evitad las conversaciones polémicas y disfrutad de la comida, la bebida y la compañía tanto como podáis.

Ruta para ir de tapas por el centro de Madrid

Dicho esto, vamos a presentaros una posible ruta para ir de tapas por el centro de Madrid. Ya sabemos que para gustos, los colores, pero esperamos que la encontréis útil y que os guste.

1. Antón, calle Mayor 63

La primera parada la haremos en la calle Mayor para visitar el bar Antón. Su especialidad son las mollejas y los riñones encebollados, aunque evidentemente allí también encontraréis las típicas tapas como croquetas, tortilla, patatas bravas, … Las críticas dicen que la cocina es buena y que los vinos son muy ricos. Qué, ¿os apetece? ¡Vamos a tomar un par de tapas y después vamos a otro bar!

2. Las Bravas, calle Álvarez Gato 3

A unos 10 minutos andando, no más, encontraremos el bar Las Bravas. Tampoco hace falta ser muy avispado para ver qué tapa es la favorita en este local, ¿verdad? Una curiosidad sobre este bar es que tienden a servir con salsa brava otras tapas que generalmente no llevan este tipo de aliño, como las tortillitas. Además de alitas de pollo y tortilla de patatas, los platos de calamares a la romana son muy populares. Una cañita con una de calamares y una de patatas bravas… ¿os parece?

3. Casa Maxi, calle de la Cava Alta 4

Saliendo de Las Bravas, en tan sólo 8 minutos andando (el tiempo perfecto para hacer un poquito de hueco), llegaremos al bar Casa Maxi. La gran especialidad de la casa son los callos a la madrileña, así que teniendo esta tapa asegurada, ¿qué más queréis pedir? Quizá algo de embutido y un poquito de queso… ¡Hay que aprovechar los productos de la tierra! Aunque unos boquerones en vinagre tampoco vendrían mal…

4. Casa Lucio, calle de la Cava Baja 35

Bueno, después de tres bares de tapas típicos, ¿por qué no vamos a un local con un poco más de “categoría”? A tan sólo 3 minutos encontraremos Casa Lucio, un establecimiento que abrió en 1974 y que se ha hecho famoso, en parte, gracias a sus huevos rotos. El local es frecuentado por políticos, artistas y otros “famosos”, así que el precio va un poco acorde con este tipo de clientela. Eso sí, la tortilla de patata con pisto, el capón en pepitoria y los callos a la madrileña no tienen desperdicio.

5. Bar Santurce, calle de las Amazonas 14

Ya para terminar la ruta, en 5 minutos llegaremos el Bar Santurce, todo un santuario si os gustan las sardinas a la plancha. Otras tapas populares en este local son también los pimientos de padrón y los calamares así que ya lo veis, aquí sirven las típicas tapas de toda la vida.

Para que podáis ver la ruta y para que tengáis más claro de qué calles estamos hablando exactamente, os incluimos el mapa. El orden que se muestra es el mismo que hemos seguido para la explicación.

Bueno, ya sabemos que hay muchos otros bares de tapas que realmente merecen la pena, pero esperamos que estos cinco os gusten. Si queréis hacer alguna otra sugerencia o dar vuestros propios consejos para ir de tapeo, simplemente dejad vuestro comentario. ¡Seguro que será de ayuda para otros lectores!

Y ya sabéis que encontraréis muchos hostales Madrid que ofrecen alojamiento de calidad y a precios asequibles. Alojarse en estos hostales es una buena manera de ahorrar algo de dinero y así poder destinarlo a actividades más divertidas, para poder comprar algún que otro regalo o, sencillamente, ¡para poder disfrutar de un par de tapas de más!

Gracias por las fotografías a sushi♥ina, Yeray Díaz, Krister462, jlastras y orvalrochefort en Flickr.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *